Los comentarios son off para este post

Eduardo Aninat presenta Chile como un país abierto y comprometido con el comercio exterior en Madrid

El gobierno de Chile anuncia importantes obras en infraestructura y logística: trenes, puertos, carreteras y conexión digital

 

El reconocido economista chileno y exministro de Hacienda, Eduardo Aninat, fue el protagonista de un almuerzo-coloquio, que organizó la Fundación Chile-España con el patrocinio de Kreab, este 5 de junio en Madrid, con más de 25 empresas españolas presentes en el mercado chileno o interesadas en invertir.

Durante el encuentro, Aninat, hizo un repaso de la situación económica y política actual de Chile, un país exitoso, que ha avanzado mucho en los últimos años, aunque todavía le quede un largo recorrido para alcanzar a los países más desarrollados de la OCDE.

El nuevo gobierno de Sebastián Piñera, que aspira a crecer al 4%, está apostando por un país abierto comprometido con el progreso, la democracia, el crecimiento económico y el desarrollo social. Con estas cifras el país seguiría liderando el crecimiento de América Latina y superaría el promedio de crecimiento mundial.

En lo económico existen desafíos en los que se están trabajando actualmente, como recuperar la tasa de inversión, recuperar el ahorro nacional y mejorar la productividad y el empleo. Para ello, se abre un abanico de oportunidades para las empresas españolas presentes en Chile y para las que aún no han dado el paso de instalarse en el país andino. “Chile se enorgullece de tener un modelo económico abierto y estable que favorece el comercio y la inversión, que es respetado y elogiado en el mundo. Cuenta con instituciones sólidas, aunque hay que seguir apostando por la inversión en infraestructuras de calidad en regiones, en el desarrollo en la transformación digital y conectividad del país y en educación de calidad” afirmó Aninat.

Por otro lado, Aninat, habló sobre las reformas que se están impulsando desde el gobierno con miras a transformar Chile en un país desarrollado. La primera es la reforma tributaria, que tiene el objetivo de fortalecer la capacidad de crecer, crear empleos e invertir, e impulsar una modernización laboral para generar más y mejores puestos de trabajo; la segunda, la reforma previsional, que apunta a modificar el sistema de pensiones ante el envejecimiento de la población y la baja natalidad; y por último, la reforma laboral, que permita mejorar la adaptabilidad y flexibilidad laboral y así mejorar la calidad de vida de los chilenos.

Por último, el ponente, presentó el recientemente anunciado plan de inversiones en infraestructura vial del gobierno, que busca conectar a todos los chilenos con carreteras modernas y seguras, con una inversión de 9.000 millones de dólares. Además, anunció la intención del ministerio de obras públicas de construir una red de trenes de pasajeros y carga, que conectarán la ciudad de Santiago con los puertos de Valparaíso y San Antonio y para lo cual llamarán a una licitación internacional.

El almuerzo estuvo presidido por Jorge Tagle, embajador de Chile, Emilio Gilolmo, presidente de la Fundación Chile-España y Eugenio Martínez Bravo, vicepresidente ejecutivo de Kreab Worldwide. Además, asistieron miembros del patronato de la Fundacion Chile-España como Iñigo de Palacio, director global de Relaciones Institucionales de Indra, Manuel Alabart, vicepresidente de Técnicas Reunidas, Rafael Jiménez, socio de Uría Menéndez, Lorenzo Cooklin, director de comunicación, identidad corporativa y RSC de Mutua Madrileña, Laura Villanueva, Institutional Affaris de Maxam y otras empresas e Instituciones como Ferrovial, Elecnor, Igeneris, Mitsui, Ennomotive, Real Instituto Elcano y el Instituto de Estudios Latinoamericanos de la Universidad de Alcalá.