GO UP

FCE

La Economía Azul, protagonista en Santander

Ponentes de España y Chile abordan proyectos de sostenibilidad y economía azul.

Del 1 al 2 de julio de 2024 tuvo lugar en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) el curso de verano ‘Desafíos y Oportunidades de la Economía Azul’. Este fue organizado por la propia Universidad, la Asociación Plaza Porticada y la Fundación Chile-España (FCE), y patrocinado por SODERCAN.

El encuentro fue inaugurado por Carlos Andradas, rector de la UIMP; Elena García Botín, presidenta de la Asociación Plaza Porticada; María Ángeles Osorio, directora ejecutiva de FCE; Luis San Segundo, el director del curso; y Javier Velasco, Embajador de Chile en España.  Contó con una serie de conferencias y mesas redondas que abordaban diferentes puntos de vista sobre la Economía Azul, como el empresarial, el científico, el institucional o el territorial.

Comenzó con dos ponencias magistrales de Iñigo Losada, director de Investigación IHCantabria; y Maximiliano Bello, director de Políticas Públicas de Mission Blue. Iñigo Losada, recalcó el papel del Instituto de Hidráulica Ambiental dado que aborda todos los aspectos de la Economía Azul. Cantabria cuenta con el gran lujo de atesorar dentro de las instalaciones de la Región el gran tanque, que permite interaccionar con proyectos de casi todo el mundo, que testar así -entre otros- prototipos de dispositivos de energía eólica off-shore, tanto anclados al fondo marino como flotantes. Maximiliano Bello, desde Misión Blue, por su parte trasladó que la construcción de la Economía Azul solo puede hacerse desde la protección y la conservación. Proyectó imágenes de bosques submarinos, pero se recalcó su vulnerabilidad y nuestra obligación de protección. Se abordó la problemática de los plásticos bajo el agua, y de la necesidad de dotar áreas marinas de especial protección.

Posteriormente transcurrió la mesa redonda ‘La Economía Azul como factor de desarrollo territorial’. Desde el Puerto de Santander, su presidente, César Díaz habló del peso del transporte marítimo y de su impacto en el empleo, y la vocación del Puerto en innovación, sostenibilidad y descarbonización. Se trató -entre otros- del Plan Bahía, creando protocolos entre Administraciones, lo que ha permitido disponer de un diagnóstico integrado con medidas y propuestas de avance. Por su parte, Juan Luis Sánchez habló del Clúster Marítimo Cantabria, el cual dirige, creado para liderar el crecimiento del sector marítimo en Cantabria, de la importancia histórica que cobraron los antiguos astilleros de Guarnizo, de la alineación con estrategias nacionales, de la importancia del uso progresivo de habilitadores digitales en el ámbito marítimo y la necesidad de tener puntos de interés en las ciudades para el desarrollo del turismo azul. Luis San Segundo trasladó las labores del Clúster que preside, Sea of Innovation en Cantabria, los proyectos pioneros, innovadores y disruptivos como el H2 Bahía, que permitirá producir en Cantabria hidrógeno y amoniaco verdes en condiciones off-shore, y del proyecto de cadena de valor, que permitirá potenciar el tejido industrial de la Región, apoyado por una formación comprometida y especializada, y terminó hablando de la recientemente creada Plataforma de Economía azul.

Más adelante, se desarrolló la mesa ‘Colaboración internacional para la sostenibilidad marina’. Javier Remiro explicó la labor de la Fundación Biodiversidad, adscrita al Ministerio para la Transición Ecológica y Reto Demográfico que trata de proteger el patrimonio natural, buscando la transición ecológica. Se habló del Pacto Verde Europeo, de la Red Natura2000, de Emplea verde, de la Red Emprende verde, de Proyectos Live, de la restauración de ecosistemas, de Biodiversa Plus, entre muchos otros. Juan Antonio Romero, asesor ejecutivo de la Fundación Patagonia Azul y de Ocean Generation, sensibilizó con su experiencia y su visión de que ya el cambio climático está siendo irreversible, pero que se puede ser proactivo uniendo a políticos, divulgadores y tomando conciencia crítica.  Habló de la desaparición de especies como consecuencia del cambio climático, trasladando unas imágenes únicas y asombrosas del impacto humano sobre la biodiversidad marina. Patricia Morales, recalcó desde su posición en Filantropía Cortes Solari, la necesidad de trabajar guiados por los sectores ecológicos, mostrando el estado actual de los océanos, su infra financiamiento y los roles que persiguen para la sostenibilidad marina, con el objetivo de crear valor ambiental, económico y social. Destacó la necesidad de la cooperación internacional en todos sus aspectos, de la iniciativa Blue Boat, y de ejemplos en relación con las ballenas azules. En la última intervención, Jerónimo López, investigador docente de la Universidad Autónoma, mostró unos mapas inéditos, que mostraban los océanos desde un primer plano, siendo los continentes lo que bordea a los océanos. Explicó los cambios irreversibles y del incremento de las temperaturas y los efectos que están provocando en los océanos como el deshielo de los casquetes polares y las consecuencias que esto nos acarreará en el futuro.

El martes 2 de julio se retomó el seminario con una conferencia de Alberto Bernal, director de Territorios Phygital en Minsait de Indra, que comentó un modelo del ecosistema impulsor de la Economía Azul de manera estructurada, dado que estamos ante un campo tan amplio y en fase de maduración en este momento. También abordó varias propuestas para el desarrollo de los diversos ejes de la economía/crecimiento azul, incluyendo su visión digital. Con su aportación se clarificaron las bases sobre la que desarrollar actuaciones e iniciativas que impulsen la Economía Azul y que aprovechen las nuevas oportunidades que ofrece este macro sector de actividades. También habló de la importancia del turismo azul, con su red de destinos turísticos inteligentes y sus cinco planes en Cantabria.

Después empezó la mesa redonda ‘Desarrollos Tecnológicos empresariales en la sostenibilidad’. Javier Cavada de JC Navalips, presentó a su empresa, líder mundial en propulsión marítima mediante la fabricación de hélices. Contó cómo un importante porcentaje del tráfico marítimo se realiza con ineficiencias que se pueden solucionar. Domingo Zarzo, director de Innovación y Proyectos Estratégicos de Sacyr, habló de la problemática del agua como recurso escaso, de la importancia de las desaladoras. Departió sobre la huella de CO2 y la huella social, recalcando en todo momento el término “sostenibilidad”. Mostró ejemplos de proyectos y casos de éxito, y se refirió a la huella del agua, convirtiéndose en “water positive” y concluyó con la rentabilidad de la desalación. Jaime Remón abordó desde Acciona Energía sobre la generación eléctrica marina, sin olvidar otras fuentes de generación. Habló de interacciones con otros sectores, definiendo a su empresa como “la más verde del mundo”, porque efectivamente operan a nivel mundial. Trató la responsabilidad corporativa y mostrados ejemplos de tecnologías eólicas off-shore, tanto flotantes como ancladas al fondo marino y de eólica flotante. Finalizó su participación con parques eólicos flotantes, sus costes y sus dificultades.

En la última mesa redonda ‘Innovación y emprendimiento azul’, Iñigo Doria, desarrolló el proyecto Blue Point, del cual es CEO, sobre el apoyo a la investigación, al aprendizaje, a la sensibilización y a la transferencia del conocimiento y formación. Retomó la problemática de los plásticos en el mar y de las acciones que se están llevando a cabo para revertir su efecto, colaborando en diversas iniciáticas, comenzando por la prevención y luego de las consecuencias de la degradación de los plásticos antiguos. Raquel Manzanares, directora de Prospección de Nuevos Mercados e Internacionalización de SODERCAN, trasladó su visión del mismo proyecto desde Cantabria, viendo las maneras de aprovechar la cadena de valor del plástico y las oportunidades de negocio que implica. Habló de la replicabilidad de este modelo en la región Atlántica con el eslogan de “de la contaminación a la solución”, y la internacionalización del proyecto a países de nuestro entorno. El curso finalizó con una exposición de una iniciativa del otro lado del Atlántico. Michel Compagnon, gerente comercial de Comberplast y fundador de Atando Cabos, demostró como hay luz tras las sombras del plástico, de cómo se puede transformar un paisaje único y de cómo sacar partido económico e industrial aplicado a varios sectores productivos.

El encuentro fue clausurado por Carlos Andradas, rector de la UIMP; Luis San Segundo, director del curso; y Eduardo Arasti, consejero de Industria, Empleo, Innovación y Comercio de Cantabria.

Resultó todo un éxito, ya que asistieron más de 60 personas, de los cuales 18 eran estudiantes becados por la Fundación Chile-España que provenían de diferentes estudios y universidades de España, algunos de ellos de nacionalidad chilena. En definitiva, fue muy positivo poder contar con la participación de asistentes tan variados, que enriquecieron el curso con sus preguntas y aportaciones.

Fotografías: 1ª y 2ª realizadas por Juanma Serrano (UIMP)